Medicamentos para la alergia

09-04-2014 | Medicamentos | 32 Comentarios

Existe un amplio abanico de medicamentos para la alergia. Anoche intenté explicarle a mi marido por qué existen antihistamínicos que no dan sueño y mi explicación concienzuda sobre la barrera hematoencefálica causó en él el mismo efecto sedante que media caja de Polaramine. En realidad, como alérgico sufrido que es, más que importarle las causas, le importan las soluciones. Ya que la primavera se presenta calentita en cuestión de alergia, en este post hablaremos, por tanto, de soluciones, y analizaremos los antihistamínicos disponibles para hacerla más llevadera.

medicamentos para la alergia

¿Cómo funcionan los antihistamínicos ?

La histamina tiene varias funciones en el organismo. Una de ellas, horrorosa, es provocar picor de ojos, goteo de nariz, enrojecimiento de la piel, etc. ante un proceso alérgico. Otra de sus funciones es actuar como neurotransmisor a nivel central (en el cerebro) manteniéndonos despiertos. Para llevar a cabo cualquiera de las dos funciones, la histamina debe unirse a unos receptores llamados H1.

Los antihistamínicos funcionan «estorbando». Es decir, se unen a los receptores H1 de manera que cuando llega la histamina, la pobre ya no tiene sitio donde acoplarse, como en el juego de las sillas, y por lo tanto no puede producir el picor, lagrimeo y resto de síntomas.

¿Por qué dan sueño los medicamentos de la alergia?

Porque, si el fármaco circula por sangre hasta el cerebro, también se acopla allí a los receptores H1, impidiendo a la histamina su unión y por tanto su función de mantenernos despiertos. Por este motivo se produce somnolencia.

¿Qué antihistamínico me tomo en función de mi plan?

Si tu plan es quedarte en casa: Si el plan es que «no tienes plan», los antihistamínicos de primera generación pueden ser una opción. Como llegan al sistema nervioso central, puede que te entre un sueñecito estupendo y que, aunque mejoren tus sìntomas, te quedes tronchado en el sofá como mi querido esposo. Ejemplos: Dexclorfeniramina (Polaramine), Hidroxicina (Atarax), Prometazina (Actithiol). El efecto sedante de estos medicamentos es tal, que algunos se utilizan precisamente para ello, como la Doxilamina (la famosa Dormidina).

Si tu plan es estar en el mundo: Si tu plan es salir, estudiar, conducir, trabajar, o hacer cualquier tipo de actividad que te requiera alerta, los antihistamínicos de segunda generación son tus aliados. Llegan al sistema nervioso central, pero en menor medida que los anteriores y, por tanto, no dan prácticamente sueño. Los «típicos» suelen ser baratos: Cetirizina y Loratadina. Algo más cara es la Ebastina (Ebastel).

Si tu plan es estar en el mundo, pero con garantías: A pesar de lo dicho, lo cierto es que a muchas personas, los antihistamínicos de segunda generación les provocan sueño. Si no te la puedes jugar, pasamos a la Champions League de los antihistamínicos: los de tercera generación. Son los de la segunda, pero tuneados. No son más efectivos que los anteriores, pero se minimizan sus efectos secundarios. Algunos ejemplos como Desloratadina (Aerius) y Levocetirizina (Xazal), son realmente seguros frente a la conducción. Su precio, en general, es superior a los de segunda, aunque existe genérico de algunos de ellos.

Si tu plan, es PLANAZO, e incluye unas cervezas: ¡Hay esperanza! Existen antihistamínicos como la Desloratadina (Aerius) o la Bilastina (Bilaxten) cuyo efecto no se potencia por el consumo de alcohol y, siempre desde la moderación, que nos conocemos, pueden tomarse conjuntamente sin problema.

Si tu plan es el EMBARAZO y LACTANCIA: Como con cualquier otro medicamenteo, durante el embarazo, está desaconsejado el consumo de antihistamínicos (en este caso especialmente durante las ocho primeras semanas). Sin embargo, en ocasiones «hay que dar una solución» a las embarazadas, y, siempre bajo prescripción médica, el de elección suele ser uno de primera generación: Dexclorfeniramina (Polaramine). Sí, de los que dan sueño. Así de dura es la vida de la preñada.

En cuanto a la lactancia, muchos de los antihistamínicos de segunda generación carecen de estudios de excreción en leche aunque parece seguro el uso de Cetirizina y Loratadina. Es importante, igualmente, consultar al médico antes de su consumo.

 

El consejo de la boticaria:

Como hemos visto, existen notables diferencias entre los distintos medicamentos para la alergia y, aunque muchos lo desconozcan, realmente existen antihistamínicos que no dan sueño e incluso compatibles con el alcohol.  Puedes acudir a tu médico para consultarle si es conveniente que los uses. En cuanto a los de segunda generación, hay disponibles algunos antihistamínicos publicitarios (Reactine -cetirizina-, Clarytine -loratadina-) para los que no se necesita receta. Aunque no son los de la Champions League, en muchas personas no provocan somnolencia y pueden ser una solución aceptable.

 

 

[piopialo vcboxed=»1″]Existen antihistamínicos que no dan sueño y pueden tomarse «con una caña». ¿Sabes cuáles son?[/piopialo]

Fuentes:

Allergic rhinitis. NICE Clinical Knowledge Summaries (CKS), November 2012

Popescu FD. H1 antihistamines and driving. J Med Life. 2008 Jul-Sep;1(3):262-8.

López Sánchez, JD, Negro Álvarez JM. Antihistamínicos en embarazo y lactancia (2004).

 

 

 

Entradas relacionadas

StopCold: para qué sirve y cómo lo debo tomar
StopCold: para qué sirve y cómo lo debo tomar

Los síntomas relacionados con la alergia se pueden convertir en una pesadilla, sobre todo en la primavera. Y si no que se lo digan a todas esas personas que todos los años vienen a nosotros pidiéndonos algún remedio para hacer más llevadera la situación. Pues bien,...

¿Para qué sirve el Monurol 3g y cómo tomarlo?
¿Para qué sirve el Monurol 3g y cómo tomarlo?

Un problema de tantos que nos afectan especialmente a las mujeres son las infecciones de orina. Una complicación realmente molesta. Quien lo probó, lo sabe (que diría Sabina). Y es que lo típico en este caso es tener todo el tiempo la sensación de querer orinar, ir al...

32 Comentarios

  1. María

    Buenas noches ya sé que no estamos en primavera pero mi hijo que es alérgico a todo tipo de pólenes después de estar tres meses tomando ebastel flas 10 MG tan solo se ha tirado tres días que la había dejado de tomar y ha vuelto a estornudar hemos vuelto al ebastel flas 10 MG ( la pediatra me recomendó desde el principio una cada 12 horas) hemos cambiado de pediatra y está me dice que le estoy intoxicando que solo le tengo que dar una al día ,mi hijo tiene 14 años y una no le hace nada pero dos si , a quien de las dos creo? ¿ Sigo dándole dos o le doy solo una? Por favor me puedes ayudar no sé qué hacer mi hijo lleva seis días sin parar de estornudar . Gracias

    Responder
  2. Insa

    Estaba buscando información de los antihistamínicos por que tengo una especie de dermatitis atópica y e leído lo de que tomar segun tu plan,ya me estaba haciendo gracia la manera de expresarlo.Luego e leído lo de la boticaria y automáticamente mi cerebro ha dicho será la de zapeando,busco y leo por aquí, boticariagarcia y me e dicho si es la de zapeando ahahaha.Un saludo buen post y buena info.

    Responder
  3. Daniela

    Yo utilizo esta app para evitar los síntomas del polen, llevar un control de mis síntomas y la medicación, y así saber cuando me tengo que tomar el antihistamínicos.
    https://zenseiapp.com

    Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Nuevo libro gratuito: «123 preguntas sobre Coronavirus»

EL PRIMER LIBRO DE BOTICARIA GARCÍA

EL SEGUNDO LIBRO DE BOTICARIA GARCÍA

EL TERCER LIBRO DE BOTICARIA GARCÍA