Diferencia entre filtros fisicos y quimicos

Hasta hace relativamente poco, el factor de decisivo a la hora de elegir un fotoprotector era que viniera acompañado de un balón de playa, de una pamela o de una bolsa para las toallas. Y, una vez superada tan difícil diatriba, así hemos sido felices durante años.

Como hoy las ciencias adelantan que es una barbaridad y afortunadamente la educación sanitaria en la prevención del melanoma es algo que tanto las autoriadades sanitarias como los que trabajamos con distintas batas blancas nos hemos tomado muy en serio, en la actualidad existe una gran concienciación al respecto. Seguimos teniendo mucho campo por abonar, pero podemos afirmar con orgullo que se han dado pasos de gigante con respecto a aquellos tiempos en los que los aceites de dudosa procedencia y las cremas de zanahorias nos invadían.

 

¿Qué diferencia hay entre filtros físicos y químicos?

En la ilustración vemos a un caballero dispuesto a protegerse del ataque del adversario mediante una espada y un escudo.

Filtros físicos

Los filtros físicos actúan a modo de pantalla reflejando la luz. Serían el escudo del caballero donde los ataques “rebotan”. Tienen una gran ventaja, especialmente para los más pequeños, y es que no pueden ser absorbidos por piel. Como desventaja, su cosmeticidad es regulera.  Suelen ser texturas espesas que dejan la piel con un aspecto blanquecino y enjalbelgado. Actualmente existen “pigmentos micronizados” y el filtro se encuentra en forma nanopartículas que minimizan este inconveniente y “dejan menos blanco”. Aparecen reflejados en el envase con la palabra “nano”. Aunque estos pigmentos micronizados sí pueden absorberse en cierta medida, su uso se considera totalmente seguro y no hay por qué tener miedo.

Los filtros físicos son los filtros de elección para aquellas personas que tengan la piel sensible o tendencia a dermatitis.

Ejemplos de filtros físicos son el óxido de zinc y de hierro, dióxido de titanio, la mica, caolín o talco. Ejemplos de fotoprotectores con filtros físicos exclusivamente son Avène 50+ crema mineral o  Fotoprotector Isdin Mineral 50+. 

Filtros químicos

Los filtros químicos captan la energía solar y la transforman convirtiéndola en inocua para la piel. Así, un poco a lo bruto, podríamos decir que transforman la radiación ultravioleta en calor.  En este caso los filtros químicos serían la espada del caballero, capaz de desviar el ataque que viene hacia ellos.  Tienen como gran ventaja que son muy agradables desde el punto de vista cosmético. Pero nadie es perfecto: el inconveniente es que, aunque los filtros existentes actualmente en el mercado son seguros, es que al absorberse a través la piel (porque estos filtros sí se absorben) pueden ocasionar ciertas alergias.

Los filtros químicos son los más populares en el mercado y algunos ejemplos son Mexoryl, Octyl-methoxycinnamat o Tinorsob.

diferencias filtros fisicos y quimicos

¿Son mejores los filtros físicos o los filtros químicos?

La realidad es que aunque los más extendidos son los filtros químicos, existen numerosos fotoprotectores en el mercado que están formulados a base de una mezcla de filtros físicos y químicos. Ocurre igual que con nuestro caballero de la imagen, que como veis lleva espada y escudo ya que con ambos se halla mejor protegido. ¿Y quién es el joven ayudante que le acompaña? Los estabilizadores, que se incluyen en la formulación para que se preserven las propiedades de los filtros.

Existe la errónea creencia, sobre todo entre los padres de niños pequeños, de que los filtros químicos son los malos y los físicos los buenos. En menores de tres años deben emplearse filtros físicos. A partir de ahí, la combinación de ambos filtros es la idónea ya que los filtros químicos existentes hoy en el mercado son totalmente seguros y han superado los correspondientes controles de calidad. Ejemplos de fotoprotectores que combinan filtros químicos y físicos son Be + gel crema 50+ o Anthelios XL Leche aterciopelada 50 +.

A la hora de elegir un fotoprotector debemos tener en cuenta otros aspectos, que quizá están “menos de moda” que los tipos de filtros, pero son muy relevantes como el fototipo de la persona, si presenta algún tipo de particularidad en la piel (dermatitis) o se encuentra en alguna etapa especial de la vida como como el embarazo o ser un bebé, el lugar dónde se va a realizar la exposición solar, etc. También hay distintas características de los fotoprotectores que pueden hacer que nos inclinemos hacia uno u otro como si incluyen o no perfumes, si son water-resistant o water-proof (que parece lo mismo pero no es igual), etc.  Recuerden ustedes que los farmacéuticos estamos al pie del cañón para asesorar a este respecto.

Una vez analizadas las diferencias entre filtros físicos y químicos, si alguien quiere profundizar en cómo elegir el mejor protector solar, puede echar un vistazo a este post que tampoco pasa de moda e incluye 10 respuestas clave sobre fotoprotección.  También es muy completo el IV estudio Cinfasalud recién publicado en junio de 2016 sobre percepción y hábitos de salud de la población española en torno a la fotoprotección.  Al parecer hay grandes sorpresas en las diferencias con las que mujeres y hombres nos enfrentamos a la protección solar…

diferencias filtros fisicos quimicos

 

 

¡Feliz verano y a protegerse todo el mundo!

 

 

 

 

8 Respuestas a los Comentarios

    • boticariagarcia29 Junio, 2016 a las 14:46

      ¡Gracias Ana Juana! Menudo patadón. Escribir los posts durante las guardias no es buena idea… 😉

      Responder
    • Elisabet11 Julio, 2017 a las 15:53

      Disculpe la intromisión, pero la expresión y la ortografía es correcta. Un saludo.

      Responder
  • Charo30 Junio, 2016 a las 06:47

    Perdón, pero creo que está perfectamente escrito y expresada la idea. “Se halla mejor protegido=se encuentra mejor protegido”
    Muchas gracias por el post y saludos

    Responder
  • Marta30 Junio, 2016 a las 08:41

    Buenos días, al margen de que discrepo en algunas de las afirmaciones, me falta información como que pasa con los químicos que absorbe la piel, tengas o no alergias, ¿entran en el torrente sanguíneo? ¿es posible que lleguen a órganos vitales como el hígado?……..

    Responder
  • Jennifer4 Julio, 2016 a las 07:48

    Lo primero decir que me encanta tu blog, luego una pregunta recientemente fui a la farmacia a comprar un protector solar , estoy embarazada así que lo comenté para que lo tuviesen en cuenta, me recomendaron uno de isdin especial para prevenir manchas solares entre otras en embarazadas, pero al llegar a casa veo que no tiene filtro UVB…. No entendí nada… Debería comprar uno con ambos filtros? Mil gracias !

    Responder
  • Laura22 Julio, 2016 a las 07:13

    Hola Boticaria, te sigo de cerca, enhorabuena por tu trabajo. Tengo una niña pelirroja y muy blanquita de un año, mi farmacéutico me recomendó la crema mineral de avene, pero le da reacción, le salen rojeces en cara y brazos. No he observado dermatitis o sensibilidad en la piel con cremas de pañal o hidratantes. De los ejemplos que pones que combinan filtros físicos y químicos, alguno mejor para niños de esta edad? Muchas gracias!

    Responder
  • Karen25 Septiembre, 2016 a las 14:28

    Muy bueno el post, es una lástima que no haya respondido las preguntas aún, porque todas son inquietudes que también comparto.

    Responder

Deja un comentario

Por favor, escribe tu nombre. Por favor introduzca una dirección de correo electrónico válida. Por favor introduce el mensaje.