Medicamentos fotosensibilizantes: la lista de los 20 más comunes

Medicamentos fotosensibilizantes: los 20 más comunes

Los medicamentos fotosensibilizantes son grandes desconocidos. Esta semana se celebra el Día Europeo de la Prevención del Cáncer de Piel. Creo que no queda nadie en este país sin conocer la importancia de usar fotoprotector, de evitar el sol en las horas centrarles del día o de llevar sombrero. Ya lo decían Los Payos en la canción de María Isabel, “coge tú sombrero y póntelo, vamos a la playa, calienta el sol”.

Sin embargo, poco se habla de la precaución “extra” que debemos tomar si estamos en tratamiento con distintos fármacos.  La fotosensibilización asociada al uso de medicamentos es algo que muchos profesionales sanitarios olvidamos comentar. Por este motivo, cuando muchos pacientes sufren una quemadura a partir de una reacción de fototóxica, no la relacionan con su tratamiento:

Diferencias entre reacciones fototóxicas y fotoalérgicas

  • Fototóxicas: La radiación solar incide sobre el fármaco que anda pululando en la piel produciendo una liberación de energía que puede deteriorar el ADN. Es como si “multiplicara” la radiación nociva. Son las más frecuentes y ocurren en general con medicamentos por vía oral. La reacción aparece en el mismo “lugar de los hechos”, en minutos u horas y el aspecto es el de una quemadura muy potente, con vesículas y ampollas.
  • Fotoalérgicas: Como en otras reacciones alérgicas, es necesaria la exposición previa al agente fotosensibilizante. El fármaco, que sin sol se limitaría a cumplir su función, con la radiación se convierte en un alérgeno. Ocurre frecuentemente con cremas o pomadas de uso tópico aunque la reacción puede aparecer en otra zona del cuerpo.Los síntomas aparecen más tarde, entre 12-72 horas tras la exposición y el aspecto es aspecto de dermatitis de contacto: eccema, edema y picor.

¿Cuáles son los principales medicamentos fotosensibilizantes?

No son medicamentos raros sino que muchos de ellos están en el botiquín de casa. Por ejemplo:

Antiinflamatorios de tipo “AINE” como diclofenaco, ibuprofeno, ketoprofeno o naproxeno, antibióticos como azitromicina o norfloxacino, anticonceptivos orales como estradiol, etinilestradiol o levonorgestrel (píldora del día después), antihipertensivos como enalapril o losartán, antiulcerosos como omeprazol o ranitidina, hipolipemiantes como simvastatina o atorvastatina o psicofármacos clásicos como el diazepam, entre otros.

Infografía con lista de los 20 medicamentos fotosensibilizantes más comunes

 

 medicamentos fotosensibilizantes

Los perfumes y colorantes también pueden ser fotosensibilizantes

¡Ojo! Además de los fármacos fotosensibilizantes, existen otros productos a los que tampoco asociamos como “culpables” de las quemaduras, tales como perfumes, aceites esenciales o colorantes. Por muy coquetos que seamos, no hay que bajar a la playa o a la piscina perfumaditos ni maquillados.

Algunos compuestos de uso tópico a los que tampoco hacemos especial caso y que pueden arruinarnos las vacaciones son:

  • Aceite esenciales: bergamota, cedro, lavanda, lima, limón y sándalo.
  • Perfumes: derivados de cumarina (Metilcumarina), fragancia de almizcle.
  • Colorantes: Amarillo de acridina,  antraceno, azul de metileno, azul de toluidina, eosina, eritosina, fluoresceína, laca roja brillante rosa de bengala, rojo naranja, tripaflavina.

 

¿Qué podemos hacer para prevenir las reacciones de fotosensibilización?

Además de la fotoprotección, el mejor consejo es la fotoevitación. Es decir, no exponerse directamente al sol. Además de los consabidos sombreros y gafas, utilizar pantalón y camisa de manga larga (siempre que las temperaturas lo permitan) y quedarnos bajo la sombrilla.

Ante la aparición de una quemadura o de alguna reacción extraña en la piel, se debe acudir al médico para que valore el tratamiento y la conveniencia de suspender o reducir la dosis del fármaco fotosensibilizante.

Más consejos de la boticaria…

Si estás interesado en elegir el mejor protector solar, te aconsejo puedes echarle un ojo a estos posts:

7 errores frecuentes en protección solar infantil

Diez respuestas sobre fotoprotección

Diferencias entre filtros físicos y químicos

Y por supuesto, ¡a los consejos de Juanolo!

 

¡OJO! No es lo mismo un medicamento fotosensible que un medicamento fotosensibilizante

Aunque es un error habitual, incluso en la presnsa, es muy importante distinguir entre medicamentos fotosensibles y fotosensibilizantes. Lo contamos ya hace un par de años, pero como seguir leyéndome igual es un poco tostón os dejo un vídeo de Portalfarma donde Cristina Tiemblo, Vocal Nacional de Dermofarmacia, lo explica estupendamente. 

 

Fuentes bibliográficas:

https://www.fda.gov/drugs/resourcesforyou/specialfeatures/ucm464195.htm

https://www.osakidetza.euskadi.eus/contenidos/informacion/cevime_infac/eu_miez/adjuntos/infac_v18_n5.pdf

https://www.cofpo.org/tl_files/Docus/Bim_farma/064.pdf

 

3 Respuestas a los Comentarios

  • Mi Álter Ego15 junio, 2017 a las 17:03

    La verdad es que es algo que tenemos poco en cuenta (al menos yo). Y no me había dado por pensar que algo tan cotidiano como el ibuprofeno podía ser fotosensibilizante.

    Besotes!!!

    Responder
  • Irene Fallas Z15 junio, 2017 a las 17:15

    Santo! No tenía ni idea de que todos esos medicamentos eran fotosensibilizantes… Y yo que a veces tomo una pastilla de iboprufeno junto con la anticonceptiva (que ya revisé y si tiene etinilestradiol). De suerte que como vivo en un país tropical, siempre me pongo bloqueador solar (50 SPF) antes de salir de la casa. Sin embargo me quedo con la duda de si las pecas por doquier no será señal de que estoy haciendo algo mal…

    Responder
  • Los Garcia, 30 euros no son 3000 pesetas.15 junio, 2017 a las 20:09

    No es difícil de entender que si los profesionales sanitarios olvidan mencionar a sus pacientes efectos adversos como sentimientos suicidas o ataque cardíaco , también se les olvide el tema de la foto sensibilización.

    ” La fotosensibilización asociada al uso de medicamentos es algo que muchos profesionales sanitarios olvidamos comentar”.

    Podían comentar a los pacientes que si se mueren por los efectos adversos de un medicamento su muerte constara como una muerte natural, y nunca quedará registrado que la muerte se produjo por un efecto secundario del medicamento, que provocó el ataque cardíaco.

    Responder

Deja un comentario

Por favor, escribe tu nombre. Por favor introduzca una dirección de correo electrónico válida. Por favor introduce el mensaje.