¿Qué es la Fiebre Q?

Interrumpimos la emisión de la #semanaalergia con sus maravillosos antihistamínicos que no dan sueño, para explicar qué es la Fiebre Q. ¿Por qué? Porque esta semana es noticia la aparición de un brote de dicha enfermedad en ocho trabajadores de un vertedero de Bilbao. Tan sólo la denominación de la enfermedad, Fiebre Q, recuerda peligrosamente a la Gripe A y hace que a algunos les tiemblen las canillas. No en vano, puede llegar a ser mortal. A continuación hablaremos de la Fiebre Q y al final del post volveremos a la cuestión vasca para entender qué es lo que allí ha sucedido (y lo que está por suceder).

fiebre q

¿Qué es la Fiebre Q?

La Q corresponde a la inicial de la palabra inglesa “query” (pregunta, interrogante) ya que durante algún tiempo, allá por los años 30, a los microbiólogos les costó un poquito dar con el bicho malo. Es una zoonosis, es decir, una enfermedad infecciosa transmitida por animales, originada por la bacteria Coxiella burnetii. Previamente se conoció como “Fiebre de Mataderos”.

Los animales favoritos de Coxiella burnetii son las vacas, ovejas y cabras, sin olvidar que también tiene cierta tendencia a hacer turismo en perritos y gatitos usando las garrapatas como medio de transporte. Tampoco desprecia el vuelo sin motor en aves varias. En definitiva, Coxiella hace a pelo y pluma.

¿Cómo se transmite?

La clave en el contagio está en el parto ya que la bacteria se encuentra en el útero y glándulas mamarias del ganado: durante la gestación se activa la infección y en los restos del parto (placenta, líquido amniótico) la concentración de Coxiella es elevada. La infección se produce por distintas vías:

– Inhalación: es la más frecuente. Bien mediante los aerosoles en el mismo momento del parto o a partir de las bacterias que caen al suelo y que con el viento pueden desplazarse incluso kilómetros en forma de esporas. Debido a su capacidad de difusión aerógena y resistencia en medios hostiles,  Coxiella se considera un potencial arma bioterrorista (la UE no le quita el ojo de encima).

– Consumo de leche cruda contaminada.

– Contacto directo con elementos infectados (lo de Fiebre de los Mataderos lo decían por algo) y, en menor medida, por picadura de garrapata.

¿Qué síntomas produce?

Pueden ser muy diversos dentro de un abanico que comprende desde síntomas que pasan inadvertidos (se estima que ésto puede ocurrir hasta en un 60% de los casos), síntomas leves e inespecíficos (fiebre, malestar, debilidad), síntomas de mayor severidad como hepatitis y neumonía, hasta síntomas muy graves y potencialmente mortales como la endocarditis.

¿Tiene tratamiento?

Sí, la Doxiciclina ayuda a matar a los bichos, pero para matarlos bien muertos es necesaria una buena respuesta del sistema inmunitario por parte del enfermo. Si esto no ocurriera, se puede dar lugar a una infección crónica con endocarditis que puede resultar en muerte.

¿Podemos prevenirla?

Existe una vacuna (aunque este punto es mejorable) que podría ser útil para la profilaxis en ganaderos, veterinarios o matarifes, entre otros. Sin embargo, la mejor prevención se consigue evitando el consumo de leche sin pasteurizar y, fundamentalmente, manteniendo a raya las medidas higiénicas (desinfección, desparasitación, eliminación correcta de desechos) tanto en las explotaciones ganaderas como en otros lugares de ocio, del tipo zoo o granja escuela. Si esto no se cumple, permitir algo tan tierno y bucólico como que un niño urbanita no imunizado asista al nacimiento de un cordero, y ande pululando por los establos, puede ser una temeridad.

La cuestión vasca

En el País Vasco la paridera tiene lugar en los meses de invierno y comienzos de la primavera, es decir, ahora mismo. Con el elevado número de partos y abortos, se generan más aerosoles debido a las placentas contaminadas que ven la luz. En función del viento y de la distancia de las explotaciones a la ciudad, no sólo hablamos de contagio directo, sino que los brotes pueden aparecer también en núcleos urbanos.

En este caso, lo que ha sucedido es que algunos residuos animales (pieles y cabezas de cabras y ovejas) se han mezclado con residuos urbanos, y han entrado en la planta de Tratamiento Mecánico Biológico contagiado a 8 de sus trabajadores (hay otros 25 a falta de confirmación). Además, se ha detectado un segundo foco infeccioso en la localidad de Berriatua, que ha afectado a una decena de personas. Digamos que es un caso “de libro” provocado por un cafre -no se me ocurre mejor palabra- que decidió mezclar los residuos de una explotación ganadera con la basura municipal.

Ojalá se encuentre a los responsables, se conciencie (y exija) a los profesionales y pocas veces más tengamos que preocuparnos por qué es la Fiebre Q.

Tras la Gripe A llega la Fiebre Q ¿o fue al revés? Explicamos en qué consiste -       

Powered by Vcgs-Toolbox

 

Fuentes:

 Medina Aguado G, García Aguado B. Instituto de Salud Pública de la Comunidad de Madrid. Una revisión sobre fiebre Q.

Roca, Bernardo. “Fiebre Q.” An Med Interna (Madrid) 24.11 (2007): 558-560.

Noticia aparecida en El País el 8 de Abril de 2014: Ocho trabajadores del vertedero de Arraiz sufren un brote de fiebre Q

Noticia aparecida en ABC el 8 de Abril de 2014: Detectan un brote epidémico de fiebre Q en Vizcaya con varios afectados

 

8 Respuestas a los Comentarios

  • Marta11 abril, 2014 a las 09:17

    Yo vivo en los mundos de Yupi porque no me había enterado, gracias por la información, como siempre tan precisa.

    Responder
    • boticariagarcia15 abril, 2014 a las 00:16

      En realidad parece que el brote se ha controlado bastante bien y por eso la noticia se ha quedado en anécdota. Pero no es raro que todos los años por estas fechas se habla de ello. Un saludo

      Responder
  • Almudena11 abril, 2014 a las 11:27

    Yo lo conocía, porque la familia de mi padre tuvo vacas, ovejas, cabras y más fauna de granja, pero no sabía que solo por respirar se podía contagiar, que yuyu madre mía.

    Responder
    • boticariagarcia15 abril, 2014 a las 00:18

      De ahí su uso potencial como arma biológica. Lo cierto es que pone un poco los pelos de gallina.

      Responder
  • La niña sin nombre11 abril, 2014 a las 11:37

    Lo que se aprende contigo… Boticaria usted es una eminencia. Gracias por explicarnos 🙂

    Responder

Deja un comentario

Por favor, escribe tu nombre. Por favor introduzca una dirección de correo electrónico válida. Por favor introduce el mensaje.